UÑAS ¿Reflejan la salud?

UÑAS ¿Reflejan la salud?

Las uñas pueden ser tu gran aliado a la hora de prevenir o detectar enfermedades

A partir de las uñas de los dedos de las manos y los pies del paciente, el médico es capaz de presagiar la presencia de determinados trastornos. He aquí algunos ejemplos:

– El hábito de comerse las uñas puede indicar ansiedad y tensión crónicas.

– Las uñas pálidas reflejan anemia. Cuando ésta es grave, las uñas son quebradizas, su forma se altera, haciéndose lisas o cóncavas, a la vez que desarrollan estrías longitudinales.

– Las uñas muy gruesas y deformadas pueden ser consecuencia de una micosis, es decir, una infección por hongos. La psoriasis, la deficiencia en vitaminas y la arteriosclerosis también alteran la forma de las uñas.

– Las uñas azuladas significan una deficiencia de oxígeno en la sangre, que podría deberse a una insuficiencia cardiaca o a un trastorno pulmonar crónico. El tono azulado también se manifiesta tras la exposición a un tóxico.

– Las uñas en vidrio de reloj, llamadas así porque adquieren una enorme curvatura convexa, delatan la presencia de una infección crónica, un tumor de pulmón o una dolencia pulmonar.

– Las uñas con líneas y moteados blancos son el resultado de un envenenamiento con arsénico.

– Las pequeñas motas de color blanco en las uñas no son otra cosa que inofensivas burbujas de aire

http://www.muyinteresante.es

Muchas personas no saben con exactitud la razón por la cual sus uñas se rompen con facilidad, están manchadas o no crecen. A veces puede ser que las uñas están tratando de decirte que su salud no está del todo bien…
Muchos doctores pueden detectar con sólo un simple cambio de la estructura de la uña los primeros signos de reuma articular, lupus, desórdenes pulmonares, problemas renales, así como ciertas deficiencias vitamínicas.   De allí la importancia que observamos más de cerca nuestras uñas.
A continuación mencionaremos algunos de estos signos:
• Las uñas con matices blancas pueden ser un síntoma de anemia.
• Las cordilleras horizontales pueden indicar problemas circulatorios, la enfermedad de Raynaud o diabetes. También puede deberse a una enfermedad severa, como una alta temperatura o una neumonía.
• Las cordilleras verticales no son usualmente una causa de preocupación, pero podrían ser una deficiencia de hierro.
• Las uñas secas o quebradizas pueden señalar una deficiencia de vitamina de la A o de hierro.
• Las uñas con manchas blancas pueden significar deficiencia de proteína.
• Los hoyos o la depresión en las uñas son un signo posible de psoriasis.
• Las uñas oscurecidas pueden indicar vitamina insuficiente B12.
• Los lunares blancos pueden representar deficiencia de cinc.
• Las uñas amarillas y gruesas que crecen despacio pueden ser una señal de problemas pulmonares.
• Las uñas de tintas amarilla con color azul en la base pueden ser una señal de diabetes.
• Las uñas blancas por una parte y rosadas por la otra puede indicar problemas renales.
• Las uñas muy rojas son una señal posible de enfermedad cardiaca.
• Ondear de la superficie de la uña puede señalar la presencia de psoriasis o artritis.
• La inversión de la uña puede significar problemas pulmonares.
• Las líneas rojas en la base del pliegue de la uña pueden ser una señal posible de lupus.
• Las líneas oscuras bajo la uña pueden indicar melanoma especialmente si se corre hacia la cutícula.
• Una uña que se desprenden fácilmente de la matriz puede ser una indicación de enfermedad tiroidea, psoriasis, o una reacción alérgica.
• Cualquier cosa que parezca una verruga alrededor de la uña puede ser cáncer de piel.

Si observas estos cambios en las uñas que estaban previamente sanas,  es importante acudir y recibir asistencia médica.
Todos los días nos miramos las manos y pocas veces nos examinamos detenidamente las uñas. Las uñas revelan detalladamente nuestro estado de salud y delatan ciertas enfermedades graves que pueden detectarse en los cambios que se observan en ellas.

Las manchas blancas en las uñas son signo de enfermedad del hígado. Si la mitad de la uña es blanca y la mitad es rosa, puede significar enfermedad del riñón.

Los problemas del corazón se notan en la coloración rojiza de la base de la uña.

La coloración amarillenta y el engrosamiento gradual de la uña, además de su lento crecimiento, puede estar causado por enfermedades de los pulmones. Si usted padece anemia, la luneta de la uña aparecerá pálida. Las uñas amarillentas con un ligero tinte rojizo en la base, pueden delatar a la diabetes.

Los dermatólogos aseguran que los trastornos de las uñas pueden evitarse si se atienden médicamente.

Las infecciones bacterianas pueden tornar los bordes de la piel de la uña rojizos, inflamados y dolorosos, además de que la uña presentará un ligero tinte verdoso.

La mayoría de las veces las uñas se maltratan por el constante contacto con productos químicos de limpieza.

Las verrugas pueden localizarse en cualquier parte de la uña y pueden ocasionar que la base de la uña cambie de forma, interferir con su crecimiento o destruir la uña. Las verrugas son infecciones virales que afectan la piel alrededor de la uña y pueden ser dolorosas y diseminarse a otras partes del cuerpo. Es mejor atenderlas a tiempo.

Los quistes son pápulas llenas de un líquido claro y gelatinoso que se forman en la base de la uña y producen dolor o dañan y deforman la uña.

Las manchas o líneas obscuras que aparezcan en la uña, que no sean resultado de una lesión, deben ser examinadas por el dermatólogo, pudiera tratarse de un melanoma, que es la forma más letal del cáncer de piel.

Las uñas afectadas por la psoriasis son un problema para las personas que sufren otras formas de psoriasis. Los signos son perforaciones pequeñísimas, ondulaciones y decoloración de la uña. La piel debajo de la uña desarrolla una coloración rojizo-marrón o la uña se separa de su base, se desmorona o se abre. La onicomicosis es una infección por hongos que provoca que la uña se engruese y puede presentarse junto con la psoriasis.

Infecciones por Hongos
El hongo de la uña puede comenzar como una mancha blanca o amarilla debajo de la punta de la uña. A medida que el hongo se disemina al resto de la uña, se va decolorando, engrosando hasta que las orillas comienzan a lucir esponjosas y prácticamente se deshacen. Atienda rápidamente las infecciones por hongos de las uñas.

La dieta es lo más importante, pues la acidez del cuerpo debida al consumo de productos animales, harinas y azúcares, es el medio más favorable para que el hongo viva y se reproduzca. Comience por incluir yogurt y jocoque en su dieta, disminuya las carnes y los productos harinosos, así como dulces y postres y no se olvide de comer dos o tres frutas al día, así como una ensalada diaria. Si puede incluya los probióticos que son bacterias benéficas y mantenga las uñas perfectamente secas.

Pon especial cuidado en la atención de tus uñas:
Manténlas cortas
Protégelas de lesiones, pues los traumatismos en las uñas con frecuencia disparan o empeoran cualquier problema que ya tienen.
Evita limpiarlas con rudeza y no escarbes debajo de las uñas con objetos metálicos. Trátalas con cuidado.

Usa un poco de vinagre de manzana disuelto en agua tibia para remojar tus uñas. Sécalas perfectamente e hidrátalas con aceite de almendras. Dale un masaje a cada una de las uñas.

Evite aplicar endurecedores de uñas o uñas artificiales si sus uñas no están totalmente sanas.

Utiliza aceites esenciales para atender tus uñas o busque el cuidado del experto.

Cómo hemos visto, las uñas son muy importantes para nuestro bienestar y si nota cualquier cambio en su apariencia o constitución, busque ayuda profesional para un tratamiento adecuado.

Las uñas pálidas reflejan anemia. Cuando ésta es grave, las uñas son quebradizas, su forma se altera, haciéndose lisas o cóncavas, a la vez que desarrollan estrías longitudinales.

Las uñas azuladas significan una deficiencia de oxígeno en la sangre, que podría deberse a una insuficiencia cardiaca o a un trastorno pulmonar crónico. El tono azulado también se manifiesta tras la exposición a un tóxico.

Las uñas en vidrio de reloj, llamadas así porque adquieren una enorme curvatura convexa, delatan la presencia de una infección crónica, un tumor de pulmón o una dolencia pulmonar.

Las uñas con líneas y moteados blancos son el resultado de un envenenamiento con arsénico.

Si las uñas presentan un color amarillento, seguramente nos está indicando que nuestro hígado no funciona como es debido.

Un lunar que ponga la uña negra, puede ser un cáncer del bajo de la zona de la piel que se asoma a través de la uña.

Las uñas constituyen un tipo de piel modificado que experimentan un crecimiento medio de casi un milímetro por día. Pero al igual que el resto del cuerpo, también enferman. De hecho, la salud de nuestras uñas son fiel reflejo de la salud de nuestro cuerpo.

Revista Mundo Natural http://www.revistamundonatural.com/noticia.cfm?n=266#ixzz2UQUkEuCn

Anuncios

2 pensamientos en “UÑAS ¿Reflejan la salud?

    • Jose Juan, yo no le he borrado la marca, simplemente me la pasaron así, y como verás, este blog ni es comercial ni tiene afán de lucro ni me puedo permitir comprar las fotos.
      Simplemente la elimino y punto. Gracias por avisar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: